Apr 18, 2013

El arte político es la propaganda del Capitalismo Corporativo

Las multinacionales y las grandes empresas vetando las obras de arte que consideren políticas? Porqué las multinacionales y las grandes empresas habrían de vetar su propio Frankenstein y su propio engendro? Cuándo se vio a una madre renegando de sus retoños, al albo pelícano no dar su sangre para alimentar a sus crías o al fiero cocodrilo no albergar en su boca a su prole amenazada?

 El arte político es la propaganda del Capitalismo Corporativo y las Multinacionales. Aquí no hay unas pequeñas babillas por un lado y una madre cocodrilo por el otro. Son la misma sangre fría y depredadora que no reniega de su unidad familiar. Ahora bien. No sé porqué a Carlos Jiménez le dio un espasmo repentino de amor de paladín por Doris Salcedo teniendo en cuenta que desde 2009 yo no escribo ningún artículo al respecto Doris Salcedo Contra El Statu Quo…¿todavía? http://esferapublica.org/nfblog/?p=2212

La única causa es que esa viejas aproximaciones a Doris Salcedo como referente axiomático de comportamiento ideológico – nunca he hecho mención a su obra como hecho plástico porque no me interesa como tal, no soy crítico y eso por temor a mi propia lengua – o le sigue haciendo daño como un veneno espasmódico (que lo es y pretende serlo) después de 4 años. Eso me complacería hasta la voluptuosidad. O posiblemente esté bajo el yugo, en el presente español, de encrucijadas existenciales de curador. Cómo adaptar su discurso semanal de proletarismo caviar anti-bancario y anti-crisis española a las necesidades que como agente ideológico tiene de no quedarse fuera de algo que ve venir?

 El monopolio absolutista privado de lo público en general, y del arte y la ideología por las Multinacionales a través del arte político en particular. Y comienza, por si acaso, su anticipada defensa aduladora, como el vate renacido de nuestra emperatriz del dolor ajeno, para que no lo dejen fuera de algún festín de la contratación que no conocemos. Y plañe por anticipado por algo que sabe que NO va a pasar: “Ojala que la inminente consumación de este tránsito no suponga que las multinacionales y las grandes empresas, que cumplan el papel de patrocinadoras exclusivas del arte, se quedan con el derecho a vetar las obras de arte que consideren políticas.”

Usted, o no tiene la más mínima idea de cómo está funcionado la toma controlada de los espacios públicos por las multinacionales y las grandes empresas imponiendo, SI o SI, el arte político como único discurso hegemónico permitido y censurando cualquier obra NO política, o se está haciendo el omertoso. Voy a tomarme el atrevimiento, si me lo permite, de añadir a su párrafo una palabra muy del gusto del espectacular nuevo populismo artístico español de vereda: NO. Y entonces queda así. Como realmente va a ser: “Ojala que la inminente consumación de este tránsito no suponga que las multinacionales y las grandes empresas, que cumplan el papel de patrocinadoras exclusivas del arte, se quedan con el derecho a vetar las obras de arte que consideren NO políticas.” Desgraciadamente para usted la política, la mente crítica y la inteligencia no son algo que se inventó el arte político contemporáneo.

Yo diría, como su caso lo atestigua, que más bien están siendo manoseadas por él y eso es precisamente lo que se ve ahora en los proyectos institucionales, corporativos, las ferias y las bienales. Y lo que en adelante va a ver en sus queridos museos. El Reina Sofía y todos los MUACS y MUSACS del mundo habitado no son ya Kultur Offices del arte político? De que se queja? Y que no quede el Prado en las manos de los historicistas del arte político que no van a dejar Tiziano sobre piedra. Por eso mi querido amigo, no se inquiete porque como ve, sin trabajo no se va a quedar; porque lo que se viene es la profundización de la revolución rockefelleriana y la monarquía absoluta del arte político con Doris Salcedo como su Faerie Queene y usted como su Edmund Spenser al que la reina nunca leyó.

Debate en "A favor de Saatchi" http://esferapublica.org/nfblog/a-favor-de-saatchi/